Conseguir proxies Google Passed gratis

[Total:3    Promedio:4/5]

encontar proxies google passed

En este artículo vamos a ver el funcionamiento de una herramienta que nos permitirá encontrar proxies google passed que podamos utilizar para hacer “cosas que no le gustan a google”, como scrapear, abrir cuentas de correo, postear en blogs, etc.

Bueno, lo primero es aclarar qué son los proxies “google passed” y qué los diferencia de otro tipo de proxies. Empezando por lo más básico, para los que no lo sepáis, veamos qué es un proxy.

Qué es un proxy

Según la definición oficial, un proxy es un programa o sistema informático que intermedia entre el cliente (nosotros) y el servidor (donde queremos acceder).

Es decir, si queremos acceder a un sitio al que no podemos, o no queremos, hacerlo a través de nuestra IP, debemos entrar a través de un proxy, que intermediará entre las peticiones que hagamos al servidor y la respuesta que esté nos dé.

Una aplicación práctica de los proxies es la de permitirnos acceder a páginas web que solo están disponibles para determinadas IP geolocalizadas. Por ejemplo, si queremos acceder a una web de televisión on line como ITV (www.itv.com), que solo está disponible para el Reino Unido, no podremos hacerlo con nuestra IP de España. Para entrar tendremos que utilizar un proxy con IP de Reino Unido, para “engañar” al servidor.

Es decir, cuando escribes la dirección anterior en tu navegador, éste envía una petición de datos al servidor proxy, el cual, a su vez, la remitirá al servidor de ITV. La respuesta de ITV es enviada al proxy, que te la manda a tu navegador.

En otros casos, el uso de proxies es la única alternativa para saltar las restricciones impuestas en las comunicaciones de determinados países (como ocurrió hace años durante la “primavera árabe”, cuando la información que provenía de los países en conflicto llegaba a través de proxies que saltaban las restricciones impuestas por los gobiernos).

En este sentido, la utilidad de los proxies es “ocultar nuestro culo” (hide my ass) para saltarnos las restricciones establecidas por el servicio al que queremos acceder. Este anonimato puede interesarnos por cuestiones de mera privacidad o, como es más habitual en el mundo del SEO, para aplicar técnicas de Black Hat y hacer múltiples peticiones a Google.

Si utilizamos algún programa para scrapear, como Scrapebox o GScraper, y usamos nuestra IP, comprobaremos como rápidamente Google nos bloqueará la IP y no nos dejará seguir haciendo peticiones. Ten en cuenta que una persona hace consultas al buscador de una en una y cada cierto tiempo, pero un programa de scrapeo hace cientos o miles de peticiones por segundo.

Para cualquiera que realice labores de SEO y sobre todo, Black Hat, es fundamental contar con una buena lista de proxies, comprobada y actualizada, que poder utilizar en programas de rastreo, bots, autopublicadores, etc.

Tipos de proxies

Dentro de los proxies, hay que hablar de diferentes tipos, en función de varios criterios.

En primer lugar, considerando el tipo de protocolo que utilizan, los proxies pueden ser HTTP o Socks (socks4 o socks5). Es más una cuestión técnica, de niveles de seguridad en la configuración de unos y otros, pero conviene que sepas los tipos que existen para familiarizarte con ellos cuando te los encuentres o tengas que configurarlos. En general, los proxies web utilizan el protocolo HTTP y los puertos asociados (80, 8080…) por lo que solo sirve para anonimizar (vaya palabro raro) las peticiones a través de un navegador, mientras que con el protocolo Socks podemos anonimizar cualquier cosa, como el IRC, el FTP, o cualquier otro servicio que no utilice el protocolo HTTP.

Por otro lado, según el carácter público o privado del proxy (y el coste económico asociado claro está), los clasificamos en:

  • Proxies privados: son los mejores, los más seguros y los que más nos durarán activos. Por el contrario, son caros y hay que renovarlos periódicamente, porque terminarán quemándose. Existen en Internet múltiples servicios de venta de proxies, por ejemplo yo he usado los de Buyproxies.org y funcionan bastante bien.
  • Proxies semiprivados: de menor calidad que los anteriores, porque no son exclusivos, sino compartidos con otros usuarios. Se queman con mayor rapidez, aunque para proyectos no muy ambiciosos, pueden venir bien. Empezar por un paquete básico de 10 proxies semiprivados (unos 10$ al mes) es una buena forma de comenzar a probar.
  • Proxies gratuitos: los que puedes encontrar en Internet, en diversas web o bien a través de determinados programas, como Gater Proxy, del que voy a hablar más adelante. Al ser públicos y gratuitos, están muy explotados y se queman con mucha rapidez, de ahí que tengamos que recurrir a determinadas estrategias para encontrar algunos que todavía sigan activos.

En tercer lugar, en función del nivel de anonimato que ofrecen, los proxies se pueden clasificar en:

  • Proxies Transparentes, que como indica su nombre, si bien permiten saltar las restricciones impuestas, son fácilmente detectables, así que nos olvidaremos de ellos para cuestiones de SEO.
  • Proxies Anónimos, que ocultan nuestra IP y otorgan más invisibilidad a la conexión.
  • Proxies Élite: los que ofrecer mayor anonimato

Proxies Google Passed

Y por último y más importante para el tema que nos atañe, tenemos la diferencia entre proxies “google passed” y los demás. Google está continuamente rastreando proxies, marcándolos e incluyéndolos dentro de una lista negra, por haber sido usado para fines “ilegítimos”. Eso significa que no podremos hacer peticiones al buscador a través de esos proxies marcados.

Por tanto, un proxy Google passed es aquel que todavía no ha sido marcado y se puede usar para hacer búsquedas masivas, al menos hasta que google lo detecte y lo marque, momento en que diremos que está “quemado”.

Las listas negras de proxies son usadas también por otros servicios, como el IRC.

En definitiva, lo que realmente nos interesa, para hacer labores de SEO (sobre todo Black Hat) es contar con un buen puñado de proxies Google passed y renovarlos a medida que se quemen. Y ¿Cómo los localizamos? Pues a través de la herramienta que os traigo, Gather Proxy.

Buscando proxies con Gather Proxy

Lo primero que tendremos que hacer es bajarnos la aplicación desde aquí e instalarla. Al abrir la primera vez, optaremos por la versión gratuita y accederemos a la pantalla principal de la aplicación, la pestaña Gather Proxy.

Aquí marcaremos el origen de los proxies, con tres opciones: buscar proxies HTTP, Socks o utilizar nuestras propias URL. Marcaremos para empezar la primera opción (Proxy only). También marcaremos la pestaña “Start proxy checker after gathering completed”, para que compruebe el estado de los proxies cuando termine de buscarlos.

gather proxy tutorial

En la pestaña Proxy Filter podemos establecer filtros específicos, como que solo busque por los puertos más comunes (80, 8080…).

En la pestaña Proxy Checker marcaremos la opción URL Passed, para que compruebe si son Google Passed.

gaterproxie3

Le daremos al botón de Start y esperamos a que el programa haga su trabajo. Cuando complete el examen nos mostrará mucha información, desde la IP del proxy, la región, el nivel de anonimato, el tiempo de respuesta y sobre todo, si es Google Passed, en cuyo caso aparecerá un Y en azul en el campo URL Passed.

Proxys anonimos

Por último, solo queda exportar la lista de proxies, en la ventana Export Proxy. Podemos guardar toda la lista o establecer criterios. Una buena política es guardar los que sean Google passed en un archivo, marcando esta opción como criterio y guardar otra lista de proxies Élite para usar en programas como Scrapebox.

De todos modos, la lista de proxies google passed que genera no es del todo segura y conviene volver a chequearlos con otro programa, como Scrapebox, para terminar de limpiarla, pero  como alternativa gratuita a los proxies de pago es una magnifica opción. Eso sí, deberás repetir el proceso cada tiempo para renovar los proxies que se vayan quemando.

Para finalizar y como regalo especial para mis lectores, os dejo el enlace a la versión Premium del Gather Proxy, la última que ha salido, en versión nulled, totalmente funcional y libre de virus (puedes comprobar el ejecutable en Virustotal).

En todo caso, sí te recomiendo que lo instales en una Sand Box o en una máquina virtual, como WMware, para mayor seguridad. Para descargarlo solo te pido que compartas el artículo en las redes sociales.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR